EQUO anima a que los almerienses se planten ante la oscura negociación del Tratado Trasantlántico de Comercio e Inversiones

El candidato a la alcaldía de la capital lucha contra el vampírico TTIP

El candidato a la alcaldía de la capital lucha contra el vampírico TTIP

En el Día Global de Acción contra el TTIP, EQUO Almería dio cita a cerca de 300 personas en la Puerta Purchena

La formación ecosocial EQUO organizó el pasado sábado 18 de abril una concentración y diversas actividades explicativas de lo que supondría la ratificación del Tratado Trasantlántico de Comercio e Inversiones. Pasaron por allí unas 300 personas entre las 18 y las 21 horas. Entre las acciones llevadas a cabo destacaron la recogida de firmas, la lectura del manifiesto de la convocatoria, una exposición con argumentos sobre el rechazo y un photocall en el que las personas que pasaron simulaban atacar al TTIP (personificado en un vampiro) con cuatro armas:

Luz: al igual que un vampiro se desintegra al salir a la luz, el TTIP tiene que salir de su oscuridad y hablar de él, generar debate, obligar a que nos cuenten qué hay detrás.
Estacas: se va a clavar una estaca en el corazón del Vampiro TTIP, en Bruselas, presentando 2.000.000 de firmas de parte de la ciudadanía europea contraria a la firma del Tratado. Para ello hay un espacio web http://stop-ttip.org/firmar/
Ajo: llenando las redes sociales de ajo. Por ello cada martes se recordará que no se quiere el TTIP, con el hashtag #TTIPTuesday

Y Agua “Bendita”: que representaba la lucha del día a día para seguir defendiendo los derechos sociales y laborales, la democracia, el planeta y, en definitiva, la vida.

Explicaba Manuel Pérez Sola, candidato a la alcaldía de Almería por esta organización, EQUO está en contra de este tratado, que de aprobarse transformará la realidad social, laboral y medioambiental europea. Por ello, informar a la ciudadanía de qué se está negociando con el TTIP y qué consecuencias va a tener es uno de los principales ejes de acción de este partido a nivel nacional y europeo.”

Las razones por las que justifican su negativa son:

  • El TTIP se está negociando de forma opaca, sin participación democrática y a espaldas de la ciudadanía.
  • El TTIP pone en peligro los derechos sociales, laborales y medioambientales, en beneficio de las empresas multinacionales.
  • El TTIP puede atentar contra los servicios públicos (educación, sanidad, seguridad social,..).
  • El TTIP favorecerá la penetración de las empresas multinacionales, en detrimento de las pequeñas y medianas empresas, de las cooperativas, del comercio local y de proximidad.
  • El TTIP quiere fomentar el tráfico comercial y el crecimiento ilimitado entre ambos continentes, lo que supondrá muchas más emisiones de CO2, que empeorarán el cambio climático.

  • El TTIP quiere poner en marcha tribunales de arbitraje privados (ISDS) que refuerzan el poder de las multinacionales en contra de los Estados y de la Unión Europea.

La coportavoz de EQUO Almería, Antonia Lozano, resaltó que “otro de los motivos es la situación en la que quedarían las mujeres, en caso de que los próximos 30 años el TTIP sea nuestra forma de vida. El aumento de las desigualdades sería aún mayor”.

Para Joaquín Arnalte, coportavoz de la formación, “como bien dice nuestro representante en el Parlamento Europeo, Florent Marcellesi, el TTIP va en la dirección opuesta a lo que queremos. Este tratado pone los recursos de todas las personas al servicio de los intereses de las multinacionales, en lugar de preocuparse por sus necesidades reales y las del planeta”.

Desde EQUO proponen que en lugar de fomentar una economía impersonal, basada en la especulación, el hiperconsumo y la deslocalización, en manos de unas pocas empresas multinacionales, se unan esfuerzos para caminar hacia una gran transición ecológica y justa de la economía y de la sociedad. Pretenden devolver a la lógica del equilibrio y encaminarse hacia una transición económica y social en la que se relocalice la producción y el consumo se ajuste, lo que supondría menos emisiones de CO2, más empleo local y además, más vínculo y cohesión sociales.

Comentarios cerrados.