CIUDADES COMPROMETIDAS CON LA MOVILIDAD (por Mar Verdejo Coto)

En la maravillosa escena de inicio de la película “Dos hombres y un destino”, Paul Newman se acerca con una bicicleta hasta donde está la chica y le dice: “¡Te presento el futuro!”. Como cada año del 16 al 22 de septiembre, celebramos la Semana Europea de la Movilidad, cuyo eslogan es este año: “Participa en los Planes de Movilidad de tu ciudad: ¡muévete en la buena dirección!”. Con esta acción se persigue, como objetivo principal, animar a las autoridades locales europeas a introducir y promocionar medidas de transporte sostenible (transporte público y medios no motorizados) e invitar a los ciudadanos a buscar alternativas al vehículo privado.
En la conferencia de la ONU de este año, sobre Desarrollo Sostenible de Río+20, la lucha contra los problemas de movilidad en las ciudades ha sido identificada como uno de los siete problemas críticos, según el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente. Es crucial abordar el impacto negativo, motivado por el tráfico, en la economía, la salud y la calidad de vida. Pero para ello necesitamos ciudades innovadoras y que tengan visión de futuro. Necesitamos ciudades comprometidas, con la demanda de la movilidad, la protección del medioambiente y que haga de las mismas mejores lugares para vivir. A fechas del lunes día 17 y 18,30 horas se habían adherido 1.920 ciudades europeas, de las cuales 606 son españolas, y tan solo una almeriense. El Ayuntamiento de Roquetas de Mar lo había hecho. No sé si bajo presiones de oposición o por iniciativa propia, pero hecho está. Es un simple gesto, en el que se intuye por lo menos, creo verlo, propósito de compromiso con la movilidad. También a última hora, y fuera de esta lista, el Ayuntamiento de El Ejido hará acciones para favorecer el transporte público, y la Diputación de Almería, aunque parezca una broma, ha puesto seis bicicletas en sistema de alquiler: ¡seis!, pues no, no ha sido una broma, y ni tiene gracia.
Y en la capital de Almería, ¿tenemos Planes de Movilidad Urbana Sostenible (PMUS)?, efectivamente: no. Seguimos haciendo las cosas parcheando, sin ver la globalidad del problema, por ejemplo: ¿hay problemas con el aparcamiento? Pues ponemos todo de zona azul sin potenciar el transporte público, o sin hacer una ciudad amable para la bici y los peatones. ¿Qué tal habéis pasado este tórrido verano como peatones sin una sombra en la que cobijarse? Amenazan con sacar el PGOU a finales de año, sin las viejas reivindicaciones ciudadanas, y sin PMUS cuyo objetivo sería fomentar el caminar, el uso de la bicicleta y el transporte público.
¿Qué debilidades presenta Almería en cuanto al uso de la bicicleta, teniendo clima y topografía óptimos para su uso? Según la asociación ALPEDAL, hay diferentes factores, tanto estructurales como de tipo demográfico y subjetivos, que hacen de pantalla para el uso de la bici. Entre los factores estructurales que afectan en la actualidad destacan: el reducido número y longitud de los itinerarios ciclistas existentes y la falta de conectividad entre ellos; el riesgo ante la obligación de compartir espacios con vehículos motorizados, que reduce considerablemente el número de usuarios potenciales de la bicicleta a escasas franjas de edad y grado de habilidad; la falta de planeamiento y normativa urbanística relacionada; el reducido número de aparcamientos destinados a bicicletas; la falta de señalización (horizontal y vertical) y semaforización específica; y la vigencia de ordenanzas municipales que no fomentan ni facilitan su uso por restringir su circulación y prohibir su estacionamiento.
El 80 por ciento de los espacios libres, los destinados al encuentro, están asignados al uso de los vehículos de motor. Conseguir ciudades más amables sólo es cuestión de creérselo. Ciudades como Barcelona, Málaga, San Sebastián, Sevilla, Valencia, Vitoria…lo son porque sus gestores políticos se lo han creído, ¿a qué esperan los nuestros?

Comentarios cerrados.